El lenguaje de funcionamiento de un correo electrónico

El lenguaje de funcionamiento de un correo electrónico

El correo electrónico o e-mail es un sistema de comunicación que nos permite enviar y recibir mensajes electrónicos. Es un sistema análogo al correo postal, pero mucho más rápido. Al día de hoy, el correo electrónico se usa en multitudes dispositivos: smartphones, tablets, PC, impresoras.

En el correo electrónico su método es asíncrono es decir no es necesario que el receptor esté conectado en el momento del envío. El mensaje permanecerá en su buzón hasta que Ud. se conecte y lo lea.

Para poder enviar y recibir correos electrónicos es necesario disponer de una dirección de correo electrónico. Las direcciones constan de dos partes: El nombre del usuario del servidor de correo y El dominio del servidor de correo donde tenemos nuestro buzón de correo electrónico.

El funcionamiento del correo electrónico

Nosotros en casa cuando mandamos un correo electrónico no somos conscientes de cómo se envía en realidad. La persona a quien le queremos mandar este mensaje deberá ser capaz de leer cuando quiera y cuántas veces quiera.

Para empezar debemos imaginar que el correo electrónico es como una carta normal. Lo echamos en un buzón y esperamos a que llegue a su destino.

Este mensaje que deseamos mandar igual que a las cartas tradicionales, tendrá un remitente y un destinatario. Este remitente y destinatario pueden no pertenecer al mismo servidor de correos. Es decir se necesitan intermediarios para poder enviar el mensaje.

Para explicar mejor este proceso nos basamos en el cliente-servidor. Nosotros o nuestro servidor de correo actuamos como cliente enviando peticiones al servidor. El servidor recibe las peticiones, las enviará su respuesta.

Pero tenemos que volver a los servidores de correo. Cuando nos creamos una cuenta de correo electrónico, nuestro servidor de correos nos reserva memoria para poder almacenar nuestros mensajes. Esta memoria se encuentren en enormes edificios virtuales de los que cada servidor de correo tiene los suyos propios.

Cuando los servidores el remitente y el destinatario son distintos, siendo que en la actualidad existen correos tanto como Hotmail Login Page o Gmail Page, etc. Estos tienen que ponerse en contacto de alguna manera. Lo hará mediante el protocolo SMTP. Este protocolo permite el intercambio de mensajes entre servidores de correo. El remitente actúa como cliente y el destinatario actúa como servidor.

El cliente SMTP establece una conexión TCP con el puerto 25 del servidor SMTP. El protocolo TCP establece una conexión segura y fiable, es decir, sabemos que nuestro mensaje a llegará a su destino. Si nuestro mensaje es muy grande, TCP que Se peló fragmentará en mensajes más pequeños y enviará todos y cada uno de ellos. Si algún mensaje se desvía del camino, TCP lo reenviaría tantas veces como fue necesario, hasta que por fin llegue a su destino.

Si juntamos todos estos conceptos tendremos: nuestro mensaje que se relaciona con nuestro servidor de correos. Nuestro servidor de correos asumirá el papel de cliente e interaccionará mediante SMTP con el servidor del destinatario. Para establecer una ruta entre estos dos servidores se encargará el protocolo IP quién será el responsable de enviar nuestros mensajes.

Post Comment